Mujeres fuertes y su representación cultural

banner-mujeres-fuertes

Mujeres fuertes y su representación cultural

Según la RAE, fuerte, en su primera acepción, significa “que tiene gran resistencia”. Añade en su cuarta “de carácter firme, animoso”. Estamos hablando, pues, de una persona capaz de soportar grandes presiones, con un carácter poco volátil y llena de valor. 

Si buscamos en internet ejemplos de mujeres fuertes en la ficción encontraremos a la Teniente Ellen Ripley, Sarah Connor, La Novia de Kill Bill, Imperator Furiosa o Lara Croft y, más recientemente, personajes como Hermione Granger, Katniss Everdin o Elsa y Anna de Frozen. 

Los ejemplos más clásicos encajan dentro de un tropo narrativo que trabajaremos la próxima semana en Instagram: la heroína camaleón. Se trata de personajes femeninos que hacen propios roles y estereotipos socialmente asociados a los hombres. Pero, antes de seguir, ¿a qué nos referimos con roles y estereotipos?

Roles y estereotipos.

Entendemos como roles de género al conjunto de funciones o estereotipos que se asignan a hombres y mujeres de forma diferenciada, creando una jerarquía en la que las mujeres acaban recibiendo un papel subordinado. 

Por su parte, los estereotipos de género son un conjunto de ideas preconcebidas que se han ido construyendo a lo largo de la historia y transmitiendo de generación en generación. Son ese conjunto de características que asociamos a hombres y mujeres. Estos prejuicios encasillan a las personas y reducen notablemente la diversidad. 

Estos dos términos se interrelacionan con el concepto de mandato de género, el conjunto de reglas que configuran el constructo de lo masculino y de lo femenino mediante valores, capacidades, actitudes… delimitando lo que es un “buen hombre” y lo que es una “buena mujer”. No adaptarse a estos mandatos de género implica que la sociedad te delegue a los márgenes. 

¿Qué entendemos por mujer fuerte?

En 2017, con la salida de Wonder Woman, se comenzó a repetir una discusión que ha perseguido a Diana de Temiscira prácticamente desde su nacimiento en 1941. ¿Es la Mujer Maravilla un personaje feminista? 

wonder-woman-2017
© Warner Bros. y DC Comics.

Sin entrar a valorar cuán feminista es el personaje o su origen, me gustaría recuperar una declaración que hacía James Cameron en agosto del 17 y que Fotogramas recogía en uno de sus artículos:

«Todas las autofelicitaciones que Hollywood ha hecho sobre ‘Wonder Woman’ son equivocadas. Ella es un icono objetivizado, ¡Tan solo es el Hollywood machista haciendo lo mismo de siempre!», afirmaba el realizador. «No estoy diciendo que no me gustase la película, pero para mí es un paso atrás», declaró. «Sarah Connor no era un icono de belleza. Ella era fuerte, estaba preocupada, era una madre terrible, y se ganó el respeto de la audiencia a través de un carácter puro. Y para mí (la ventaja de personajes como Sarah) es muy obvio. Quiero decir, la mitad de la audiencia es femenina».

JAMES CAMERON SEGÚN FOTOGRAMAS.

Aunque no nos sorprenda que un hombre decida lo que es feminista o no, aún más reseñable es la respuesta que Patty Jenkins, directora del film, daba en su cuenta de Twitter:

Tweet original de Patty Jenkins en respuesta a James Cameron en su cuenta oficial de Twitter.

«La incapacidad de James Cameron para entender lo que es Wonder Woman o lo que representa para las mujeres de todo el mundo no es sorprendente, ya que, aunque es un gran director, no es una mujer. Las mujeres fuertes son geniales. Su alabanza de mi película ‘Monster’, y nuestra representación de una mujer fuerte, pero dañada fue muy apreciada. Pero si las mujeres tienen que ser siempre duras, fuertes y preocupadas en ser fuertes, y no somos libres de ser multidimensionales o de celebrar un icono de mujer en todas partes porque es atractiva y cariñosa, entonces no hemos llegado muy lejos de lo que estábamos. Creo que las mujeres pueden y deben ser como los protagonistas masculinos en todas partes. No hay modelo correcto ni equivocado de mujer poderosa. Y la audiencia masiva femenina que hizo de la película el éxito que es, puede sin duda elegir y juzgar sus propios iconos de progreso». 

PATTY JENKINS SEGÚN FOTOGRAMAS.

Y es en la multidimensionalidad en lo que queremos hacer hincapié. 

Reivindicando a Sansa como sinónimo de mujer fuerte.

Si preguntamos a cualquier fan de Juego de Tronos sobre mujeres fuertes dentro de la ficción, probablemente nos devuelva el nombre de Arya Stark, personaje que en determinado momento de la historia, al recordarle que el resto de chicas se preocupan por su imagen y la música, responde que “la mayoría de las chicas son idiotas”. Una nueva intentona del sistema de enfrentar a las mujeres entre sí. 

Porque si Arya es aceptada es precisamente porque encaja en el tropo de la mujer camaleón. Una mujer que rechaza a su propio género y asimila los roles masculinos violentos como forma de fuerza. 

Al otro lado del espectro tenemos a su hermana Sansa, una de esas chicas a las que Arya acusa de idiota. Preocupada por temas palaciegos y por alcanzar el poder a través de sus relaciones. Una chica que madura a golpe de maltrato, duelo inconcluso y violaciones. Y, sin embargo, la serie nos recuerda prácticamente hasta las últimas temporadas lo vacía que está Sansa por no parecerse lo suficiente a su hermana pequeña.

Algo más que mujeres bidimensionales.

La conclusión que podemos extraer de este artículo es la necesidad imperiosa de que la cultura pop siga representando a las mujeres fuertes de formas tan diversas como diversas son las mujeres de nuestra sociedad. Del mismo modo que no hay una única manera de ser mujer, no hay una respuesta correcta a lo que implica ser fuerte. 

Mujeres fuertes y su representación cultural

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll hacia arriba